Tensión en la vuelta a los entrenamientos de Jimmy Butler

Como consecuencia de no haber podido traspasarle ante el alto precio exigido por los Wolves, Jimmy Butler regresó al entrenamiento del equipo actuando de una manera chulesca y desafiante tanto con los directivos como con los pesos pesados del vestuario.

Scott Layden, General Manager de Minnesota, tuvo que oír cómo Butler le dedicaba unas palabras mientras se ejercía con el resto de sus todavía compañeros.

“Me necesitáis. No podéis ganar sin mí”.

Tras la práctica el escolta se sincero ante el micrófono de Rachel Nichols.

“Mucho de lo que se ha contado es verdad. Debes saber que llevo mucho tiempo sin jugar y que tengo mucha pasión acumulada. Lo hago por competitividad. Me comparo con los mejores e intento demostrar que merezco mi lugar. Todas mis emociones salieron a la vez. ¿Fue la manera correcta de hacerlo? No. Pero no puedo controlar eso cuando estoy en la cancha. Soy yo en mi forma más pura, en la pista.

Fui honesto. Brutalmente honesto. Ese es el problema, todos temen ser honestos con los demás. Si no te gustó cómo me comporté en el entrenamiento, deja que uno de los jugadores venga y me diga algo. No me va a ofender, no hay nada personal”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario