Ya tenemos sanciones para los implicados en la pelea del Sábado

La NBA ha sido bastante benevolente a la hora de valorar los tristes acontecimientos vividos la noche del Sábado en el Staples Center. Cuando todos nos esperábamos unas sanciones ejemplares para cortar de raíz estos episodios, van y nos sorprenden con la ridiculez de 2 a 4 partidos entre los 3 afectados.

Los peor parados son Brandon Ingram y Rajon Rondo de los Lakers con 4 y 3 partidos respectivamente. Cierra el grupo Chris Paul con 2 encuentros los cuales los empezó a cumplir anoche frente a LA Clippers. Esto deja bien a las claras que agredir a un rival sale bastante barato para los jugadores.

Los californianos argumentaron a la liga que el instigador de la refriega fue Chris Paul al meter el dedo en el ojo a Rajon Rondo, mientras los texanos dicen que fue Rondo quien empezó todo escupiendo en la cara a su base.

Lo único claro es que ambos equipos salen beneficiados de la pelea porque esto mismo hecho hace unos años llevaría un castigo de más de 10 encuentros para cada uno.


No hay comentarios:

Publicar un comentario